martes, mayo 21

Mohamed VI celebra que Israel haya reconocido la soberanía marroquí sobre el Sáhara | Internacional

El rey Mohamed VI de Marruecos se ha felicitado esta noche por el reconocimiento de la soberanía marroquí del Sáhara Occidental por parte de Israel en un discurso televisivo a la nación con motivo de la celebración anual de la Fiesta del Trono, que conmemora su proclamación en 1999. Es la primera vez que el monarca aborda públicamente este avance de la diplomacia marroquí que, según anunció, irá acompañado de la apertura de consulados por parte de distintos países en las ciudades saharauis de Dajla y El Aaiún.

Mohamed VI atribuyó este éxito diplomático a la “seriedad y legitimidad” de la posición marroquí, “que han dado lugar a los sucesivos reconocimientos de la soberanía de Marruecos sobre sus provincias del sur, siendo el último de los mismos el reconocimiento manifestado por el Estado de Israel, además de la apertura de consulados en El Aaiún y Dajla, y el incremento de apoyo a la iniciativa de autonomía”, dijo el rey marroquí en referencia al plan de Rabat para el Sáhara Occidental, antigua colonia española y considerado por la ONU como “territorio no autónomo”. Aunque ambos países establecieron relaciones diplomáticas por una iniciativa del expresidente de EE UU Donald Trump hace más de dos años, fue tan solo hace un par de semanas cuando Israel anunció su asunción de la postura marroquí sobre el Sáhara, territorio en disputa con el Frente Polisario.

El monarca no abordó específicamente las relaciones con España, ni la situación que vive el país tras las elecciones del pasado domingo. Sin embargo, sí alabó la presentación de una candidatura tripartita para organizar el Mundial de fútbol de 2030 junto a España y Portugal. “Se trata de una candidatura sin precedentes, que une dos continentes y dos civilizaciones, África y Europa, y une las dos orillas del mar Mediterráneo, portando las ambiciones y aspiraciones de los pueblos de la región de alcanzar mayor cooperación, comunicación y entendimiento”, dijo.

Apertura de fronteras

Como es habitual, dedicó una parte del discurso a las complejas relaciones con Argelia. Ambos países rompieron relaciones diplomáticas hace dos años, precisamente por la cuestión del Sáhara. Además, ambos países mantienen cerradas sus fronteras terrestres desde 1994. “Marruecos jamás será origen de ningún daño o perjuicio”, aseguró Mohamed VI. Aunque durante sus discursos el rey suele tender la mano a su vecino, raramente sus palabras van seguidas de medidas concretas. “A Dios Todopoderoso imploramos para que todo vuelva a la normalidad, y que se abran las fronteras entre nuestros dos países y pueblos vecinos y hermanos”, señaló.

El monarca volvió a Marruecos en primavera después de haber pasado largos meses en sus residencias de Gabón y París. Como en cada celebración de la Fiesta del Trono, el monarca marroquí concedió el indulto a centenares de presos o personas en libertad condicional. Este año fueron 2.052.

Únete a EL PAÍS para seguir toda la actualidad y leer sin límites.

Suscríbete

Sigue toda la información internacional en Facebook y Twitter, o en nuestra newsletter semanal.

Suscríbete para seguir leyendo

Lee sin límites